Nuestro último evento de First Tuesday Guatemala se llevó a cabo, nuevamente de forma virtual, el pasado martes, 7 de julio de 2020. El emprendedor que nos acompañó se llama Andrés Batres Antillón, co-fundador del Yokomo Sushi, un emprendimiento que lleva sushi a domicilio.

 

Andrés comenzó su conferencia, mostrando un vídeo con el resumen de lo que ha pasado con su negocio desde que les surgió la idea a él y un amigo. Para Andrés, uno de los aspectos más importantes para su éxito ha sido la cultura de Yokomo. Más que un equipo, son una familia; una familia que se respeta y que juntos, buscan soluciones para satisfacer de mejor manera los gustos, las necesidades y las demandas de sus clientes.

No ha sido un camino fácil ni mucho menos uno sin obstáculos. Sin embargo, hoy Yokomo cuenta con operaciones en dos zonas de la ciudad de Guatemala desde donde distribuyen y envían las variedades de sushis y demás platillos que ofrecen. A pesar de la situación que enfrenta el país por la pandemia del COVID-10, todos en Yokomo no han parado de crecer, innovar y aprender. Últimamente, se han dado cuenta de la importancia de saber escuchar, no solo a sus clientes, sino también saber escucharse entre ellos mismos para lograr trabajar mejor en equipo. No se trata de tener los argumentos correctos, sino de escuchar y hacerse las preguntas adecuadas para poder seguir avanzando, sean cuales sean las respuestas que obtengan.

Desde el inicio, cuando Yokomo era solo una idea, Andrés tenía muy claro que él quería ser un emprendedor para poder ayudar a mejorar la economía del país. Día a día lucha por cumplir con ese propósito de vida a través de su liderazgo con todos sus colaboradores en Yokomo. Para Andrés, ser emprendedor no es algo que se pueda tomar a la ligera, ya que va mucho más allá de tener una idea y llevarla a la realidad. Él lo expresa de la siguiente manera:

“Emprender conlleva muchísimo esfuerzo, muchísimas luchas, muchísimas desveladas; uno nunca para. Además, es una gran responsabilidad.”

 

Al final, Andrés aprovechó para agradecerle a todas las personas que lo han ayudado a formar Yokomo, incluyendo su familia, amigos, mentores y por supuesto, a todo el equipo. Para Yokomo, sus clientes son su rollo y día a día se esfuerzan por llevarles el mejor sushi a domicilio.



Agregar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Menú